Motivos por los que Kendrick Lamar ha ganado el Pulitzer

Kendrick Lamar en el país de las libertades

DISECCIONAMOS UNO DE LOS HITOS DE NUESTRA HISTORIA RECIENTE

1. El rap ha conquistado el mundo: y la música urbana en todas sus vertientes. En el panorama musical actual gozan indiscutiblemente de mayor protagonismo. Sin ir más lejos, los festivales más importantes alrededor del globo cuentan con, al menos, un cabeza de cartel entre sus filas: Migos, Vince Staples o Tyler, The Creator en el Primavera Sound, The Weeknd, Beyoncé o SZA en Coachella, Anderson.Paak en Roskilde… ¿Y en el DCODE? Pues en el DCODE siguen anclados en el indie de mierda; aunque tampoco podemos considerarlo un festival de verdad.

2. A nadie le importa el Pulitzer de música: como con cualquier gran premio que pueda recibir cualquier artista en la actualidad, a nadie le importa una mierda quién haya ganado el Pulitzer en el apartado musical. Es más, nos atrevemos a afirmar que una ingente masa de la población mundial desconocía que, hasta el momento, se entregaba un premio de tamaña envergadura. En estos tiempos de corrección política, y piel extremadamente fina, la dirección de los Pulitzer ha decidido otorgar este premio al bueno de Kendrick por su último disco, DAMN., al tratarse, según ellos, de una “virtuosa colección de canciones unificadas por su autenticidad vernácula y su dinamismo rítmico, que ofrecen conmovedoras viñetas capturando la complejidad de la vida moderna afro-americana”. Un pretexto indecente que emana un tufo xenófobo y clasista en cada una de sus sentencias, pero que de cara a la galería da empaque al discurso de los Pulitzer. De esta manera se constatan dos cosas: 1) que la población afroamericana tiende a ser pobre por naturaleza, y 2) que si un tipo como Kendrick Lamar llegue a la cima de la industria musical es fruto de un milagro y DAMN. es su epopeya. Luego nos tildan a nosotros de racistas en Exiliados.

3. Eminem no es negro: y teniendo en cuenta que no saca un disco bueno desde hace más de quince años, y que el mundo del periodismo está lleno de progres de mierda, pues blanco y en botella.

4. La temática del resto de premios ha girado en torno a escándalos sexuales: putas, curas, directores y productores de cine, presidentes de Gobierno, afroamericanos… Los Pulitzer es al mundo de los premios periodísticos lo que Almodóvar es al cine, un caldo de cultivo perfecto para entregarle el premio a un rapero y que todo el mundo esté de acuerdo

5. Cristina Cifuentes ha renunciado al premio: sin esta premisa, Lamar nunca habría ganado el Pulitzer.

Artículos Relacionados