El paro registra una importante subida tras finalizar Sónar Festival 2018

El paro registra una importante subida tras finalizar el Sónar

MÁS DE UN MILLAR DE NARCOTRAFICANTES SE HAN QUEDADO SIN EMPLEO

Como cada año, Sónar deja tras de sí los restos de un abominable holocausto de neuronas. Es sabido que los festivales de electrónica, así como dicho género musical, fueron concebidos para tener una excusa por la que ponerse hasta el culo; aun así, la principal víctima de todo esto es el camello común, más conocido como “el trapi de toda la puta vida”.

Hemos hablado con uno de estos “trabajadores” que, nuevamente, tras finalizar el festival de electrónica por excelencia, se ha quedado sin empleo.

MONDO INSONORO: Hemos sabido que ocurre cada año; así como termina el festival, si te he visto no me acuerdo.

TRAPI DE TODA LA PUTA VIDA: Así es. Cundo se acerca el Sónar todo dios se pone a pillar como si no hubiera un mañana, y luego, la mayoría, no vuelven a tocar las drogas hasta el año que viene. La madurez es uno de los principales enemigos del quinqui. Todos esos que antes se ponían cada fin de semana ahora lo hacen en contadas ocasiones, y la juventud tiene otras preferencias. Es alarmante. Los camellos nos estamos quedando sin público objetivo.

M.I: Bueno, aun así siempre os quedarán los jóvenes universitarios, ¿no?

T.D.T.L.P.V: No es tan fácil. La cantidad de droga que consume un universitario al año, quitando unas pocas excepciones relacionadas con Bellas Artes, no da para que se establezca un mercado realmente sólido; dicho de otro modo, los maduritos son los que se ponen hasta las trancas. La gente que tiene la suerte de vivir cerca del Sonorama lo tiene todo hecho, porque con lo que sacan cada verano hacen el agosto, pero Sónar se ha masificado. Somos demasiados camellos para tan poco yonqui.

M.I: ¿No has pensado en acercarte a otros festivales? Puede que debas abrir el diafragma, y establecerte en otros lugares.

T.D.T.L.P.V: No es tan sencillo, neng. Yo soy de Barna, de toda la vida. Cuando llega el Sónar me forro, pero luego son muchos meses de sequía, y no da para pagar alquiler, gastos, comida, ropa de marca…

M.I: ¿Ropa de marca?

T.D.T.L.P.V: Claro, es como se nos distingue a los trapis. Cuando veas a un barriobajero chungo vistiendo Adidas, Nike, zapas Jordan, anillos de oro, y gorras de ochenta talegos, blanco y en botella, mueve mierda.

M.I: ¿Dirías que si esto sigue así acabarás por tener que buscarte un trabajo digno?

T.D.T.L.P.V: Sónar Festival crece cada año, es uno de los festivales de electrónica más importantes de Europa. Lo malo es que cada vez somos más los que vendemos. La oferta ha superado a la demanda, y muchos nos quedamos sin curro cuando acaba el festival. He pensado en meterme a estudiar un ciclo de mecanizado, neng, que ahí hay curro, y se paga bien… pero tener que madrugar. Ser camello es el mejor trabajo que existe; horarios flexibles, mucha pasta, sin declarar a Hacienda, motivo por el cual nadie te roba, el IVA no te afecta en absoluto… odiaría tener que dejar esta vida.

M.I: Supongo que a nivel legal os encontráis totalmente desprotegidos, ¿no es cierto?

T.D.T.L.P.V: Claro, neng, no existe una paga para camellos sin clientes, ni una ayuda de la Seguridad Social. Estamos solos. Siempre lo hemos estado. Es curioso que con la labor social que realizamos no se nos tenga en cuenta, más que para darnos por el culo, metiéndonos en la trena y esas cosas… si yo te contará a cuantos de la CUP vendo embutido.

M.I: ¿Crees que debería existir algún tipo de ayuda para el quinqui desempleado?

T.D.T.L.P.V: Pues claro, ¿acaso no van a dar una ayuda de quinientos napos a los “ninis”? Aunque bueno, visto así, ¿dónde crees que se van a gastar esos la paga? Casi que podría decirse que ya se nos está dando una ayuda, el problema es que sigue habiendo demasiada oferta para tan poca demanda. Hay que actuar cuanto antes. Merecemos que se nos eche un cable; los políticos nos deben mucho.

Artículos Relacionados