James Blake apuesta por lágrimas artificiales Opticalm

ANTE LA FALTA DE SENTIMIENTO DE SUS CANCIONES EN DIRECTO

James Blake se ha convertido en nueva imagen de Lágrimas Artificiales Opticalm, un nuevo acuerdo con el que el artista repartirá dosis a cada espectador antes de comenzar sus conciertos. “Esto hará que la gente llore por fin con mis canciones cuando las interprete sobre el escenario”, asegura orgulloso el artista.

Tras varios directos faltos de sentimiento, el compositor y productor británico decidió aceptar el trato de la compañía. ”Había notado el desgaste del público durante la última gira, la gente no se movía, bostezaba e incluso escuchaba algún que otro ronquido, y la verdad es que me irritaba bastante”.

Consciente de ello, Opticalm se puso en contacto directo con el cantante para hacerle una propuesta de negocio con la que poder dar el salto internacional que tanto ansiaban en lo que al mercado de lágrimas artificiales se refiere.

“Era una propuesta que no podía rechazar, más que nada porque era la única, ahora podré ver llorar a la gente en directo, sé que ya lo hacían en sus casas al escuchar mis discos, pero yo no podía verlo y eso me cabreaba”.

No son pocas las voces que critican esta nueva unión. “Lo que debería plantearse es dejar de hacer música tan anodina, sus canciones carecen de pasión”, comenta el crítico especializado Carlos Bollera. “Va de chico sensible pero yo le puse su último disco a mi novia mientras hacíamos el amor y se quedó sopa”. Aunque este último fan afirma que “también tuvo algo que ver que siempre hacemos el misionero y eso también cansa y desgasta, creo que se hacía la dormida”.

Ahora sólo queda ver el funcionamiento de este nuevo método de provocar sensaciones en el espectador. “El siguiente paso es introducir olores en mis directos, he leído en Forocoches que mis canciones son una mierda, ¿por qué no probar a hacer más reales mis directos con algo de aroma?”, asegura entusiasta James.

Artículos Relacionados